Hacer ejercicios es muy beneficioso para la salud, y más cuando se trata de correr, puesto que este es uno de los ejercicios cardiovasculares más completos. Sin embargo, el Running puede ocasionar lesiones en las rodillas, y muchas personas se plantean preguntas como ¿Cómo puedo evitar que este problema me afecte? ¿Afecta igual a hombres y mujeres? Estas inquietudes se estarán respondiendo a continuación.

Practica saludable

Así es, el Running es una práctica totalmente saludable puesto que actúa de forma positiva sobre el organismo, además de tener un efecto positivo en la articulación de la rodilla; sin embargo, el abuso o mal uso de esta actividad deportiva le puede ocasionar daños irreparables a dicha articulación.

Un detalle importante que todos los que realiza este tipo de ejercicios es que deben tomar en cuenta que las limitaciones físicas son importantes y evaluar factores como la edad, ya que a partir de los 40 años el cartílago comienza a perder propiedades fundamentales para realizar de forma apropiada el ejercicio.

Por otro lado, debe tomarse en cuenta el peso, ya que al tener exceso de peso, la persona podría verse afectada en gran manera teniendo lesiones irreparables en la rodilla, por lo que muchos expertos aconsejan perder peso para correr, no correr para perder peso. Algunos factores importantes para realizar esta práctica son:

  1. Utilizando el calzado adecuado, especialmente que esté amortiguado.
  2. Es vital el estudio de la parada y pisada puesto que hay que evaluar la repercusión del peso en la rodilla.
  3. Es importante comenzar con distancias cortas y luego largas y de este modo alternar períodos de carrera.
  4. Buscar la guía de un preparador físico que muestre la forma correcta de correr.
  5. Es vital calentar antes de realizar el ejercicio físico.

Y por ultimo son las mujeres quienes más se ven afectadas por este problema, ya que debido a la anchura de la pelvis la rodilla de las féminas tiende a ser más pequeña y por lo tanto más propensa a sufrir desgaste.

Dejar respuesta